Naaman general del ejército Sirio entra en la historia de la Biblia en un relato que resalta cómo las enfermedades no escatiman rango o persona. Vemos entonces como el poder y su prestigio no pudieron darle inmunidad contra la lepra que lo marcaba. Este entra en la acción divina gracias a una mujer israelita que le comenta a su esposa el poder de curación que tenía un profeta llamado Eliseo. Al parecer este caballero había probado todas las magias de los dioses de la poderosa Siria sin obtener resultado alguno. La escena estaba preparada y el general sirio salió en busca del profeta, todo se programó a los esfuerzos del monarca de Israel y el rey de Siria.

El militar no sabía que se encontraría con diversas circunstancias donde el uso de su autoridad quedaría doblegado. En el camino hacia Israel Namaan no cesaba de pensar en su sanación, llevaba consigo grandes regalos y una mesada que supuestamente pagaría el trabajo del profeta. Ya cerca de Israel dio las órdenes finales para el tan ansiado encuentro, pero, al llegar al aposento de Eliseo el profeta no salió a la puerta ni comprobó el estado del general.

Me imagino la cara del general que estaba acostumbrado a que le brindaran pleitesías o sencillamente creía que el profeta tenía la lámpara de Aladino y que con solo tocarlo quedaría sano. Gran asombro se llevó cuando escuchó las instrucciones que Eliseo le había enviado a través de un mensajero, eran estas: “Anda y lávate siete veces en el Jordán y tu carne sanará y quedarás limpio”, Namaan pensó en voz alta y dijo, tras que no me recibe también me tengo que sumergir en el Jordán, ¿no podía escoger los ríos de Abana y Farfar que tienen las aguas más limpias de todo Israel?

El enojo del militante se podía notar, pero sus esclavos lo convencieron y el hombre se sumergió las siete veces requeridas quedando limpio de su enfermedad. Su asombro dejó plasmado el poder de Dios: 2 Reyes 15 “-Y volvió al varón de Dios, él y toda su compañía y se puso delante de él y dijo: He aquí ahora conozco que no hay Dios en toda la tierra, sino en Israel, te ruego que recibas algún presente de tu siervo”. No obstante, el profeta se negó a recibir los presentes, el general no insistió, pero le hizo una petición, quería regresar a Siria con tierra de Israel para edificar un altar a Jehová y ofrecerle sacrificios.

Eliseo afirmó la petición y lo despidió en paz, peroooo, Giezi el mensajero de Eliseo no podía creer lo que veía, waooooo dijo, tengo que hacer algo para quedarme con algunos de los regalos que Naaman regresará a Siria. 2 Reyes 2: 20 “-Entonces Giezi, criado de Eliseo el varón de Dios dijo entre sí: He aquí mí señor estorbó a este sirio Naaman, no tomando de su mano las cosas que había traído. Vive Jehová, que correré detrás de él y tomaré algunas cosas de el”. Señores, el mensajero corrió y alcanzó replicándole: “El profeta ha cambiado de parecer y desea algunos de sus regalos”.

Calladamente tomó los regalos, dos talentos de plata, dos vestidos nuevos y lo puso todo a cuestas de dos de sus criados para que lo llevasen delante de él. Entonces llegó a un lugar secreto y se quedó con el botín diciendo a los criados que se fueran. Posteriormente no le comentó nada a Eliseo, que sabía de antemano que eso pasaría y de la misma manera que tenía poder para curar así mismo también podía juzgar y castigar por lo que condenó a su siervo y a su descendencia a padecer de la misma enfermedad para siempre.

Hermano que me lees, en este tiempo existen muchos Naamanes que viven en su mundo de cartulina tomándose en cuenta ellos mismos de que son los más importantes y que merecen toda la atención del mundo. Estos se arropan con una sábana llamada egocentrismo no teniendo ni el más mínimo respeto por la gente que lo rodea. Toda su arrogancia y altivez los invita a que el mundo gire a través de ellos, algo completamente erróneo porque siempre vendrán problemas y tendrán que en algún momento que depender de otros.

Muchas veces la solución a nuestro problema es tan fácil, que ni siquiera la tomamos en consideración, y no siempre proveerse de bienes materiales es lo más importante, pues recordemos que el amor, la amistad, la lealtad, la dignidad, etc., no tienen precio. Y lo más importante, que el Eterno utiliza a las personas indicadas, para guiarte en tu vida, para aconsejarte, incluso para reprenderte.

EDWIN KAKO VAZQUEZ
ESCRITOR E HISTORIADOR

Exibições: 120

Comentar

Você precisa ser um membro de SAÚDE DO ESPÍRITO, ALMA E CORPO para adicionar comentários!

Entrar em SAÚDE DO ESPÍRITO, ALMA E CORPO

Membros

Notas

AMADOS, LEIAM OS TÓPICOS A PARTIR DA PÁGINA PRINCIPAL E VAMOS PARTICIPAR MAIS DA NOSSA REDE. QUE DEUS VOS GUARDE E ABENÇOE.

Criado por Pastora-Psicanalista MÉRCES 15 Maio 2009 at 16:48. Atualizado pela última vez por Pastora-Psicanalista MÉRCES 6 Dez, 2015.

CLICK BÍBLIA-DEBATES-TÓPICOS-FORUM

Criado por Pastora-Psicanalista MÉRCES 9 Ago 2013 at 13:16. Atualizado pela última vez por Pastora-Psicanalista MÉRCES 9 Ago, 2013.

SAÚDE INTEGRAL

© 2020   Criado por Pastora-Psicanalista MÉRCES.   Ativado por

Badges  |  Relatar um incidente  |  Termos de serviço